17 de octubre de 2009

Hasta siempre, !Jugón¡



Esta mañana me he desayunado con la desagradable sorpresa de la muerte de uno de los pequeños y múltiples iconos que van poblando mi vida . Aclaro que la acepción de icono en mi caso no es la ( creo que mal empleada comunmente) de espejo, sino la de admiración. Y yo admiro a todo aquel/aquell@ que es capaz de despertar mi atención y apartarla de mi nivel de pensamiento/reflexión/atención habitual.

Andrés Montes se convirtió para mi en un icono mucho antes de eso del tikitaka, del jugón y del la vida puede ser maravillosa que repetía como una letanía ( nótese la carga de ironía cuando Montes decía, con toda la intención "puede ser" y no "es" ) últimamente en La Sexta. Ya le escuchaba con García en Antena 3 radio en algunas retransmisiones, pero fué en tiempos que yo presumía de un legendario imsomnio (hará unos veinte años) que el y el periodista Antonio Daimiel emitían por el antiguo Canal Plus partidos de baloncesto de la NBA. Ahí fué cuando empecé a descubrir su verborrea, su fino humor solo entendido por adeptos y sus chanzas, sus legendarios motes ( El cartero a Karl Malone, El microondas a Vinnie Jones, Poesía-en-movimiento a Alex English, Tomahawk a Dominique Wilkins ....y así cientos). Y lo que me atrajo de Montes es que era distinto, diferente, que decía lo que quería, inventaba un nuevo lenguaje en la narración de un evento deportivo, tan alejada de los De la casa y Barthe que conocíamos hasta la fecha. Lo de menos era el partido , era el showtime que tan bien conocía y que hacía que literalmente el tiempo en cuatro cuartos mas los respectivos tiempos muertos volara, que entráramos de verdad en lo que tenía la NBA de espectáculo casi circense, ( otro grandísimo ácrata narrativo del baloncesto, Ramón Trecet, seguro que estará hoy llorando la ausencia de su mas fiel y leal antagonista ), en suma, podía gustar o hacer aborrecer, pero ahí estaba, distinto ( hasta en su pinta : mulato, bajito, rapado y vestido a lo dandy ; pajaritas, sombreros y camisas de cuadros de doble puño incluidas) , antes muerto que sencillo.

Tras unos años de perderle la pista reapareció en Radio Marca, en un programa inclasificable ( "es de fútbol ¿eh?" decía el, de nuevo con su ironía) , junto a Gema Santos , llamado No sabes como te quiero, con el que, de nuevo, me alegró las sobremesas de Lunes a Viernes mientras yo quemaba horas sin sentido en cierta oficina de Coslada. La explosión popular llegó cuando retransmitió el Mundial de Fútbol para La Sexta de hace cuatro años junto a Julio Salinas y a Kiko, entonces le dediqué una entrada en el primer Jardín que tuve ( aquí) , haciendo referencia a las críticas que recibía por ser distinto , y convirtiéndole en mi paladín contra la onda de , entonces yo decía, europeización que nos invadía y que amenazaba en convertirnos en zombis de corte cuanto menos noruego.

Siempre será eso, un tipo con la personalidad mas grande que un camión de seis ejes, que vivió a su manera y, por encima de todo, lejos de la mediocridad grisácea imperante. En pequeño homenaje, la canción de los Spinners, I'ts a shame, que abría su programa de radio antes mencionado , ese sonido Motown que tanto quería y del que tanto sabía,y que a mi me gustaría que quedara como pequeña banda sonora de homenaje a ese calvo mulato con pajarita tan genial.

Hasta siempre , jugón.


Actualización a las 13:22 : efectivamente, y tras el atinado comentario de Kade ( gracias) rectifico,algunos motes atribuidos en este post a Montes son traducciones mas o menos libres de los originales que tenían en la NBA algunos jugadores, realizadas por otro grande del periodismo deportivo, Ramon Trecet. Al César lo que es del César y al bigotes las comisiones de las obras....

3 incautos escribieron...:

kade dijo...

No es por ser quisquilloso en un día como hoy, ni por empañar tu homenaje, pero esos "legendarios motes" que comentas, no los puso Andrés Montes (DEP). Son los motes que tenían los jugadores en USA, españolizados por el primer comentarista NBA en poner motes, que fue Ramón Trecet.

Es más, Alex English se retiró en 1991 y Montes no empezó a retransmitir NBA hasta el 96, así que nunca retransmitió un partido suyo. Lo mismo pasa con Vinnie y casi casi con Wilkins.

Suyo si es en cambio un mote tan legendario como "Bip bip bip, la informática a su servicio, ordenadores Stockton", entre muchos otros.

Bonito post en cualquier caso.

Montes, jugón, serás recordado.

El artista antes conocido como Bosco dijo...

Buen apunte, tiene usted toda la razón y la única neurona que queda a veces confunde las autorías. Trecet es muy muy muy grande y justo es darle al César lo que es del César. En cualquier caso show must go on... gracias por venir por aquí

Superflicka dijo...

Pues este señor es de mi pueblo... ¿cómo es que se ha muerto sin enterarme yo? Ö

Por cierto, ¿de qué ha muerto?